venmas.com - ideas, técnicas y soluciones profesionales  venmas.com - ideas, técnicas y soluciones profesionales  venmas.com - ideas, técnicas y soluciones profesionales  venmas.com - ideas, técnicas y soluciones profesionales
 Venmas.com - Súper Rebajas
VenMAS
Inicio / Boletín / Colaboraciones / Franquicias de éxito
Colaboraciones

Franquicias de éxito

 


8 PUNTOS CLAVE PARA QUE UNA FRANQUICIA TENGA ÉXITO Y PERDURE

1- Tener el Negocio adecuado:
El “Negocio” es la base de un sistema de franquicia.

El negocio adecuado:
- Puede ser gestionado por personas de capacidad media o baja y en manos de un buen gestor debe poder ser un negocio excelente.
- Para el franquiciado medio debe ser fácil obtener unos rendimientos superiores a los que obtendría como empleado.
- Tiene un margen de error lo más amplio posible.

2- Negocio de éxito probado:
El franquiciador debe haber gestionado el negocio con éxito (demostrable) durante el tiempo suficiente. Mejor si lo ha hecho en circunstancias diversas y-o con sucursales propias en distintas localizaciones.
Todos sus directivos deben conocer a fondo la operativa y las claves para su buen funcionamiento.

3- Disponer de los medios necesarios para trasladar de forma eficiente el “saber hacer” al franquiciado.
El franquiciador debe ser capaz de sistematizar de forma sencilla todos los procesos y claves, crear manuales claros y periódicamente actualizados... y transmitir eficientemente a los franquiciados tanto el "saber hacer" original como las novedades.

4- Tener o construir una Marca e identidad corporativa fuertes
La marca y la identidad corporativa son el segundo elemento esencial y el diferencial de una franquicia.

Es imprescindible:
Disponer de una marca poderosa o con potencial
Disponer un sistema de identidad corporativa completo, claro y potente.
Disponer los medios legales (en el contrato y en todas la actuaciones cotidianas) para la protección de la marca y su propiedad, incluso frente a licenciatarios.
Disponer de una línea clara y fuerte potenciación permanente de la marca.

5- Core Business exclusivo y de calidad uniforme:
Una franquicia sólo es sana si el franquiacidor tiene la propiedad del “core business” (el producto o família de productos que genera la mayor parte del beneficio) y si dispone de una gama suficiente de productos exclusivos adicionales.

Es preciso disponer de un producto o sistema exclusivo que sea la esencia del negocio y que no pueda ser ofrecido por terceros.
La esencia del negocio de la franquicia debe ser la venta de sus productos exclusivos, de modo que el negocio sea suficientemente rentable sólo con dichos productos.
El franquiciador debe asegurar un sistema de control de calidad de los servicios prestados y-o del producto ofrecido, de forma que el conjunto de la red ofrezca un estándar de calidad igual o muy similar.

6-Cultura de contraprestaciones soportables:
Es imprescindible generar una cultura de contraprestación.

Una red de franquicia de éxito basará sus principios funcionales en que todos son empresarios independientes, en que todos los servicios que merecen ser prestados cuestan dinero y que, entre empresas independientes, hay que pagarlos… eso sí, a un precio correcto.
Los royalties y los cánones son imprescindibles, por muchas razones, pero siempre deben ser soportables por el negocio.
Todos los servicios y prestaciones deben tener una contraprestación, deben ser pagados porque tienen un coste y nunca deben hacerse excepciones.
Todos los cánones deben ser razonables y, sobretodo, soportables por el negocio.


7- Invertir en la marca y en la red:
Una franquicia que quiera tener futuro requiere que el franquiciador invierta en la marca, en los productos y en la red. .. y que los franquiciados también lo hagan.

Para desarrollar una red, es necesario que el franquiciador destine buena parte de sus ingresos a:
- Posicionar la marca.
- Mantener la competitividad de los productos.
- ... y siempre que sea posible, a facilitar ventas y clientes a los establecimientos.

Los franquiciados deben colaborar, igualmente, invirtiendo para potenciar la marca a nivel general (no sólo en su zona) y siguiendo una línea común definida por el franquiciador.

8- Dirigir con visión y autoridad pero sin autoritarismo:
En la franquicia cada uno tiene su papel y al franquiciador le toca dirigir al conjunto de la red, su tarea es decidir las políticas de marca y mediar en los conflictos internos.

El papel del franquiciador es liderar la red, decidir las políticas de la red, la marca y el negocio y ejecutarlas en su ámbito general.
Es preciso que lidere el conjunto con autoridad pero sin autoritarismo, respetando las formas y buscando la contribución de los franquiciados… pero tomando decisiones de forma eficiente, con criterios propios bien fundamentados.
Una buena comunicación con los franquiciados es esencial: Para conocer sus opiniones, pulsar el mercado, dinamizar y resolver o prevenir posibles conflictos… pero eso nunca deberá llevar a confundir el papel de cada cual, el franquiciador es el máximo responsable del negocio y la marca: Le pagan para que decida.

A.D. Esteve es consultor asociado y especialista en franquicias.


VenMAS
Mi Cuenta
Suscríbete
Publicar

Utilizamos cookies propias y de terceros para optimizar la navegación y usabilidad de la web, mejorar nuestros servicios y mostrar publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Las cookies son necesarias para utilizar nuestros servicios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información aqui: Cookies